En destacamento de Fantino dan paliza a un joven y lo abandonan en el hospital

Juan Carlos Hilario.

 

Hicieron un llamado al nuevo director de la Policial Nacional, Mayor General Edward Sánchez González para que este hecho reciba el mayor de los castigos, ya que su pariente quedará con lesiones permanentes y no es un delincuente.

SANTO DOMINGO, República Dominicana.-Gran alboroto ha desatado entre moradores y Juntas de Vecinos la golpiza provocada a un ciudadano del municipio de Fantino en la Provincia Sánchez Ramírez, el cual fue sacado a golpes de su vivienda en pleno Toque de Queda, y conducido al destacamento de allí, donde luego el comandante del destacamento, Primer Teniente Ayala, le fracturó su pierna derecha a golpes, con sus botas.

Según personas consultadas por Periódico El Siglo, todo se debió a una componenda entre el comandante del destacamento y una mujer que trabaja en un prostíbulo del paraje San Miguel, solo conocida como «la mocha», la cual en ocasiones convivía con el agraviado, de nombre Juan Carlos Hilario.

Cuentan que la misma se aparecía a la casa de Juan Carlos y lo amenazaba para que volviera con ella y, que en una ocasión intentó quemarle la vivienda, acción que fue evitada por los vecinos.

De acuerdo con el relato de la señora Eneida Araujo, tía de Juan Carlos, hubo una componenda entre la mujer y los agentes de la Policía Nacional ya que estos según le han informado frecuentan el prostíbulo en el que ella trabaja, lo buscaron a la casa, lo maltrataron, lo llevaron al destacamento policial y «lo masacraron», salvando su vida gracias a que una unidad del Servicio de Emergencia 911 lo socorrió dándole los primeros auxilios y transportándolo al Hospital Público Doctor Sigifredo Alba.

Agregó que el Primer Teniente Ayala en su desesperación y susto al saber que su actuación le acarreará consecuencias graves, ha decidido proferir amenazas contra la familia de su sobrino, por lo que dejó claro que cualquier cosa que le suceda a Juan Carlos Hilario o a cualquier miembro de su familia, estará bajó su responsabilidad.

Dijo que lo peor del caso es que violaron su domicilio sin una orden de allanamiento, sin un fiscal y sin una orden de arresto, «pero peor aún sin una querella o denuncia», con la agravante de que lo dejaron tirado en el hospital y ni siquiera le dieron entrada como que estuvo detenido.

Subrayó que tras realizar su acto cruel mandaron 4 policías de Comedero Arriba al hospital, cosa que no le pertenece, los cuales huyeron al notar la presencia del periodista Daniel Villalona. Agregó que tras sentirse asustado por lo que hizo, el teniente Ayala procedió a buscar a la ex concubina de Juan Carlos y le hizo un vídeo a todas luces manipulado diciendo que él la amenazaba y maltrataba.

Aseguró que en las siguientes horas, los familiares de Juan Carlos Hilario procederán a presentar formal querella contra la dotación policial de Fantino, básicamente contra el teniente Ayala y el Coronel supervisor del destacamento quien permitió la abusiva actuación policial.

Mientras que otros ciudadanos se quejaron de las actuaciones del teniente Ayala, a quien señalan como extorsionador de jóvenes sanos a los cuales maltrata si no le pagan al ser detenidos, también lo vinculan a puntos de droga supuestamente ubicados en Fantino y San Miguel.

Agregan que en Fantino, la Policía Nacional maltrata a los ciudadanos ante cualquier denuncia o simple sospecha, allanando residencias sin fiscales y maltratando a jóvenes que nunca han estado vinculados a actos delincuenciales. Hicieron un llamado al nuevo director de la Policial Nacional, Mayor General Edward Sánchez González para que este hecho reciba el mayor de los castigos, ya que su pariente quedará con lesiones permanentes, y a la Procuradora General de la República Magistrada Míriam Germán para que se cese la práctica abusiva de allanar residencias sin la presencia de un fiscal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *